1. Descartar aviso
  2. Invitado
  3. Invitado
  4. Invitado
  5. Invitado Hubo un circo, durante el siglo XIX fue muy popular, pero por alguna razón fue cerrado bruscamente.... ¿Te atreves a entrar?
    Descartar aviso

Viendo entradas en la categoría: Pokémon

  • Deses
    Sin realizar ni un solo intercambio que no fuera con NPCs
    [​IMG]
  • Deses
    Hoy, por fin, he podido catar esto

    [​IMG]

    ... y en vez de jugar me he tirado todo el día entre menús, aplicaciones y cambios de fondos.
    [​IMG][​IMG][​IMG][​IMG][​IMG][​IMG][​IMG]
    Patrocinados por Tinkle.

    Y adicionalmente, mi hermana me ha regalado este charmander
    [​IMG]
    [​IMG]
    Que será de una colección distinta a los otros dos, pero me ha sacado una espinita que no recordaba llevar dentro.
    a Okita le gusta esto.
  • Deses
    Espero que esta vez no haya retiradas random.

    En esta ocasión, audio directo.
  • Deses
  • Deses
    no tienes NADA que hacer frente a esto

    [​IMG][​IMG][​IMG][​IMG][​IMG][​IMG]

    Por un momento he olvidado que también quiero concursos <3
    Con esto hasta les podría perdonar que no se pueda cambiar el aspecto del personaje.
  • Deses
    [​IMG]

    ¿En serio les han hecho eso?
  • Deses
    [​IMG]

    Había sido una semana rara. Casi de repente, su madre había decidido que debían mudarse a Pueblo Boceto, una tranquila villa al sur de Kalos. Pero la cosa no terminaría ahí.
    Yvette solo había pasado una noche en su nuevo hogar cuando su vecino fue a recogerla. El profesor pokémon más importante de la región, Augustine Sycamore, la había escogido a ella junto a otros cuatro jóvenes más para recorrer la región llenando la pokédex y ayudando al profesor con una investigación. Era todo muy repentino y no hacía sino acentuar el delirante ambiente de los últimos días, pero Yvette siempre había querido ser entrenadora, y ya que estaba en una época de cambios, ¿por qué no aprovechar y cumplir su sueño? Para ayudarla en su tarea, Yvette pudo elegir entre tres pokémon para convertirlo en su compañero de viajes. Eligió a fennekin, un pequeño zorro de fuego al que llamó Dominique.

    El viaje de Yvette por la región iba bien. Pronto capturó a Gaston y Lisette, un fletchling y un flabébé, e incluso consiguió ganar una medalla de gimnasio. Esto puso su ánimo por las nubes. Hace menos de una semana vivía en una ciudad pequeña, suspirando por la monotonía de su vida cuando de repente, en menos de tres días, estaba a las puertas de un gimnasio celebrando su última victoria, segura de que tenía talento para esto.

    Yvette prosiguió su camino, llegando por fin a Ciudad Luminalia, donde la esperaba el profesor Sycamore. Sin embargo, tendría que esperar. Lo sentía por el profesor, ¡pero es que era Ciudad Luminalia! ¡La ciudad más grande de la región! Había tantas cosas que ver y hacer... un corte de pelo, videosaludos personalizados, paseos en gogoat, boutiques de ropa con derecho de admisión, tiendas extrañas... Cuando Yvette dio por fin satisfecha su curiosidad se dirigió al laboratorio de Sycamore, dispuesta a disculparse por el retraso. Pero ese retraso le traería la peor de las noticias.
    Cuando llegó al laboratorio, Yvette vio a Sycamore hablando por videomisor con alguien: ¡ni más ni menos que su madre! Escondida donde estaba, escuchó la conversación, y entonces todo cobró sentido: la mudanza repentina, la misión que se le encomendó... nada de eso había sido casualidad. No fue capaz de oir y recordar bien el nombre, pues era un término muy complicado, pero al parecer Yvette tenía una enfermedad rara en estado terminal: solo le quedaban unos días de vida, un par de meses con suerte. Esta mudanza a Kalos no era sino una idea de su madre para permitirla realizar su sueño de convertirse en entrenadora en sus últimos días de vida, con ayuda del profesor.
    Yvette salió corriendo silenciosamente del laboratorio para meterse en un callejón donde, rodeada de espurr, se echó a llorar. El shock de la revelación y el temor ante una muerte inminente eran enloquecedores. Pero cuando Dominique, preocupado, salió de su pokéball, Yvette tuvo una epifanía: quedarse ahí supondría conceder la derrota. Si solo le quedaban unos días de vida, se aseguraría de que fueran los días más brillantes que se han visto nunca. Lo sentía por el profesor, pero la pokédex tendrá que esperar.

    Con un nuevo objetivo en mente, se dirigió raudamente al laboratorio. Su nueva misión era clara: recorrer la región lo más rápidamente posible y llevar a sus pokémon a lo más alto, llevarlos al Hall de la Fama, donde tanto sus pokémon como ella serían recordados para siempre. Una vez en el laboratorio, se disculpó ante el profesor por la tardanza, quien le dio más detalles sobre lo que quería de ella: investigar la megaevolución. Para facilitarle aún más su viaje, el profesor le entregó a Fabien, el charmander, junto a una megapiedra para éste.


    Con fuerzas renovadas y una voluntad de acero, Yvette se lanzó raudamente a la aventura. No habían pasado ni dos días cuando pudo probar ella misma, tras demostrar su valía, eso a lo que llamaban megaevolución en carnes de su charizard. Prosiguió su camino ignorando por desgracia parte del paisaje y los secretos que escondía pero ganando muchas medallas de gimnasio, gastándose todos sus ahorros en ropa y viviendo aventuras a una velocidad vertiginosa. Fue en este camino donde capturó un honedge, Hauteclaire, y se hizo amiga de un lapras, Laurent.
    También por puro azar y antes de poder asimilarlo, se vio metida de lleno en un esfuerzo por parar los planes del Team Flare, que amenazaban con aniquilar toda la vida de Kalos, lo que le dio la oportunidad de conocer al temible pokémon legendario de la región.

    Embriagada por el éxito de su campaña y eufórica por el cariño que le había cogido a su equipo, Yvette se dio cuenta de repente de lo que había hecho y dónde estaba al verse en la entrada de la Calle Victoria. ¿Realmente había pasado solo una semana desde que conoció a su fennekin, ahora evolucionado a delphox? Si lo que estaba no era un sueño, era algo realmente extraordinario, algo increíble, definitivamente había algún tipo de dios sonriéndola. Es más, en todo este tiempo se había encontrado mejor que nunca, ¡quizás ese mismo dios la había curado, si es que su enfermedad había existido nunca!
    O eso quería creer. Llevaba ya un rato recorriendo la Calle Victoria, cruzando lagos a lomos de Laurent y recorriendo sinuosos caminos cuando, saltando entre desniveles, recibió un golpe de realidad: el pecho empezó a dolerle y le costaba respirar. Se sentó a descansar, a ver si se le pasaba, pero transcurridos unos minutos el dolor no mostraba intenciones de remitir. No era mentira, definitivamente iba a morir.
    Yvette quería echarse a llorar de nuevo, pero contuvo a tiempo sus lágrimas, tragó saliva y se puso en pie. No podía rendirse ahora, no cuando estaba tan cerca del final. Yvette se juró a si misma no derumbarse hasta haber entrado en el Hall de la Fama.
    Continuó el arduo camino. Lo que antes parecían pequeñas inconveniencias se habían convertido en desafiantes obstáculos para alguien que se estaba ahogando. Pero persistiendo y luchando logró llegar al final.
    Una vez fuera de la Calle Victoria, respirando de nuevo aire fresco, Yvette empezó a encontrarse mejor. El dolor no se fue, pero por lo menos podía respirar y caminar con normalidad.
    Antes de desafiar al Alto Mando realizó una nueva llamada. Durante su viaje hizo migas con una chica llamada Nereida. Era bastante pija, pero muy amable con sus pokémon. Tras hacerle prometer que cuidaría de sus pokémon si algo le pasaba, Yvette entró en el imponente edificio.

    ¡Bam! Ese golpe había dolido, pero Hauteclaire aún podía luchar. Usó su potente cabeza hierro y mega gardevoir cayó fulminado. Lo había conseguido. Yvette había logrado derrotar a la actual campeona. Una vez más, Yvette estaba tirada en el suelo, llorando. Pero esta vez no de impotencia o desesperación, o por aquel dolor de pecho que aún persistía, sino de alegría. En tan cortísimo tiempo había logrado cumplir su sueño y llevar a su equipo a lo más alto.
    Yvette se puso en pie y se secó las lágrimas. Guiada por Dianta, entro por fin en el anhelado Hall de la Fama, donde solo unos pocos entrenadores y sus pokémon habían tenido el honor de entrar.
    Ya era oficial. Yvette era la mejor entrenadora de Kalos y su equipo el mejor euqipo, todo el mundo que quisiera comprobarlo podría verlo.
    Pero eso no sería suficiente. Cuando se disponía a salir del Hall de la Fama, Dianta la detuvo: aún esperaba algo más.

    [​IMG]

    Dianta llevó personalmente a Yvette hasta Ciudad Luminalia, donde se pudo llevar una de las mayores sorpresas de su vida: una gala en medio de la calle para celebrar la coronación de la nueva campeona. Sycamore se había encargado de organizar el evento y asegurarse de que tenía cobertura mediática.
    Los ojos de Yvette se humedecieron de emoción y sintió que se le encogía el pecho. Improvisó unas palabras de agradecimiento y dejó que el mundo viera a sus queridos pokémon.
    Tras una pequeña exhibición tras la que ocurrió algo mágico, Yvette aún notaba la presión sobre su pecho, pero esta vez estaba segura que no por la emoción. Fue invitada a una fiesta posterior, pero tuvo que declinar.
    En su lugar, volvió a casa y se metió en su habitación, en la que anteriormente no habría pasado más de diez horas. Entró y durante veinticuatro horas no hizo nada salvo jugar con sus pokémon, uno a uno, otorgándoles aún más buenos recuerdos antes del final.
    Y cuando se dio por satisfecha, Yvette se tumbó sobre su cama para echarse a dormir y nunca más despertar.

    [​IMG]

    Y hasta aquí la historia que acabo de medio improvisar, más dormido que despierto. Prometo que la próxima vez que escriba algo tendrá mayor calidad literaria.

    Esto va básicamente porque el jueves, aprovechando una promoción de Telepizza, alquilé una copia de Pokémon con el fin de conseguir megapiedras exclusivas y algún objeto que había perdido.
    Escogí a la chica negra, más que nada con intención de hacer parodias racistas (¿ganguro? ¿diseño cebra? ¡Lo que salga!) pero tras su cambio de peinado quedó tan mona que le acabé cogiendo cariño.
    En menos de dos días me pasé la liga y hoy (o ayer) sábado cogí los objetos que faltaban, subí al máximo el afecto de mis pokémon para conseguir las cintas correspondientes, los pasé a mi copia propia de Pokémon Y y, dolorosamente, por la tarde devolví el juego a GAME. Al menos de Yvette me quedan estas imágenes y la chorrada que acabo de escribir. Y su equipo.
  • Deses
    [​IMG]
    a Kentaurus le gusta esto.
  • Deses
    Salgo de casa con mi móvil recién cargado. Seguro que esta vez la batería me dura tres días.
    llego a clase. Aburrido. A la profesora le toca explicar por quinta vez algo que yo ya domino.
    Saco el móvil para entretenerme un rato.
    " Hoenn Confirmed?"
    "ESPERA WHAT."
    "Remakes de rubí y zafiro?"
    "WHAAAAAAAT?!"
    [​IMG]
    There went my battery. Para cuando volví a casa mi móvil ya me estaba pidiendo de comer.
    Por supuesto, unos remakes de rubí y zafiro no son realmente una sorpresa, lo único es que después de saltarse la quinta generación y de dejar pasar su décimo aniversario, no me esperaba un anuncio tan pronto. Ni tan repentinamente. Mientras Nintendo está anunciando lo mal que le ha ido con WiiU.

    Ahora a esperar con GANAS a noviembre para poder quejarme de cómo las bases secretas, los concursos, algunos diseños y el framerate han quedado completamente mutilados.

    Me pregunto si esta vez también remakearán la tercera versión. Quiero jugar a Emerald Splash.

    --

    En otras noticias random, durante un tiempo no pude entrar a RO2 porque el actualizador se cerraba nada más encenderse. Ayer, mientras me descargaba Sonic 3, Steam decidió que le apetecía actualizar RO2. Dicho y hecho, ahora me funciona.

    En una noticia semi-relacionada, pienso ponerme a escribir. Constantemente, una especie "biografía" de Nereida, una vez basándome en RO junto a mis otros personajes, siguiendo principalmente las líneas de quests y tergiversando algunas experiencias personales. Cuando acabe con eso, seguiré con la Nereida que uso en RO2... y que continuará en los Etrian Odyssey de un modo raro y con excusas pobres.
    Probablemente no empiece pronto, debería revisar las quests de ambos juegos para tenerlas frescas, pero para que no pille por sorpresa.
    a Nero le gusta esto.
  • Deses
    Ayer me quería ir a dormir antes de las 2. Me acabé yendo a dormir después de las 4.
    ¿Por qué? Pues porque estaba haciendo esto desde la una y por mis narices que no me iba a dormir hasta después de acabarlo.
    [​IMG]
  • Deses
    Esta mañana encendí Pokémon Y, vi que tenía 430 horas de juego exactas (detalle curioso: el cuaderno de juego dice que tengo algunos minutos menos) y no tuve mejor idea que mirar mi playtime en todos mis juegos de pokémon, en copia física, excluyendo colosseum y XD (porque me olvidé) y aquellos que uso para partidas rápidas y/o incompletas (diamante, oro, rojo) o que tienen partida de mi hermana (amarillo, rubí, fire red).

    [​IMG]

    Plata: 999:59. Mi primer juego físico. Esa portabilidad, jugar con amigos, nuevos pokémon y evoluciones que descubrir...
    Azul: 133:37 Actually, ya lo había jugado en emulador antes (aunque sin llegar a pasarme nunca la liga) exprimiendo todo el contenido posible. Por eso son tan pocas horas.
    Cristal: 293:22 Lo normal.
    Zafiro: 999:59 DEM BERRIES. Todos los días me reocrría la región entera regando y sembrando bayas.
    Leaf Green: 513:12 No tengo la menor idea de qué pasó aquí. ¡Ni siquiera tenía un equipo de nivel 100!
    Esmeralda: 404:12 Dat battle frontier man.
    Perla: 582:35 Lo mismo que zafiro+conseguir todo lo que había en el underground.
    Platino: 356:43 Había battle frontier, pero tampoco lo toqué tanto. Me entretuve con las otras mil cosas que había para hacer.
    Soul Silver: 418:28 Esto sé bien que es por completar el Pokeathlon al 100%. 200 pokémon insignia pedían cuando existían 493...
    Heart Gold: 261:17 Lo normal, again.
    Blanco: 241:14 Teniendo en cuenta lo mucho que hice, no entiendo esa cifra tan baja.
    Negro: 269:20 En este hice menos. Se lo achaco a horas que se pa´so la DS encendida sin estar jugando.
    Blanco 2: 324:23 Pasarse el juego, pokédex y luego PELÍCULAS y maximizar mi galería comercial.
    Y: 430:00 y subiendo. Primera vez desde zafiro que entreno a más pokémon que los 6 de mi equipo. Primera vez desde plata que entreno a más de 8.
  • Deses
    Este lunes o este jueves empecé una partida nueva de Pokémon Rojo, animado por Twitch Plays Pokémon (quería hacerlo antes, pero lo fui dejando y...).
    Empecé con PEDRO como entrenador y mi fiel pidgey, bird jesus. Ya que estaba, quería hacer algún tipo de "bird run", así que capturé un spearow. Como fearow tiene cara de malo y mentalmente lo tengo como rival de pidgeot, lo llamé JUDAS.

    Fast forward, en Ciudad Carmín conseguí a farfetch'd, KUMO, que contra todo pronóstico se volvió más que un MO slave: gracias a danza espada que aprende por nivel y a golpe cuerpo por MT, se convirtió en mi cortador de rocas. Sí, todos los montañeros del Túnel Roca y algún pokémon posterior me los cargué a base de eso.
    Otro pequeño fast forward, reviví el fósil helix y lo llamé LORD HELIX, como no podía ser de otro modo. Capturé a zapdos y lo llamé AA-jesus.
    Después capturé a articuno y, en un momento slowpoke, me di cuenta de que estaba jugando a esto en FUCKING SEMANA SANTA. Así que seguí con el tema y lo llamé Maria.

    Seguí ya con ese equipo hasta (casi) el final, donde tuve que reemplazar a KUMO con un pokémon que pudiera aprender fuerza, y posteriormente con moltres (saulo).
    De ese último cambio me acabé arrepintiendo: solo lo usé para cargarme al jynx de Lorelei, y fuera de eso, KUMO había sido un pokémon útil que al final no recibió reconocimiento.

    Y en fin, que he jugado a esto demasiadas veces, ya no solo ha dejado de ser divertido o nostálgico, sino que encima soy demasiado eficiente en el uso de ataques y MTs (una razón por la que ya me divierto poco con pokémon). Pero en fin, he logrado pasarme por fin un juego de pokémon con un bird team.

    [​IMG]

    Kinda.

    P.D.: a aerodactyl lo llamé "Tiago", y nunca lo usé.
    P.D.2: foto sacada con 3DS porque es de lejos lo mejor que tengo para eso... lo cual es triste
  • Deses
    Hace dos o tres días acabé también con esto. No hay mucho que destacar: como llenar la pokédex pero más fácil al no autoimponerme limitaciones y ser muchísimos menos individuos. Si acaso destacar lo que cuesta encontrar algunos pokémon con un determinado sexo.
    Al acabar con eso, me dio por entrenar al milotic y meloetta que tenía en espera y a actualizar mis equipos viejos y mandarlos al banco. Pero como ando demasiado ocupado, por ahora se ha quedado en "mandarlos a White 2". Lo de subirlos al PC y editarlos tendrá que esperar.
    Mientras tanto, mi tiempo de videojuegos será dedicado a grindear en Etrian Odyssey 4, que puedo hacer multitasking fácilmente y quiero acabarlo antes de que salga la demo del Untold.

    Also, durante la duración dle Proyecto Géminis llevé la pinta de la izquierda, que acabé revirtiendo a mi default antes de acabar:
    [​IMG][​IMG]

    Also, de pura casualidad me fijé en el cielo nocturno de cierta área y pude sacar esta foto (sacar en el encuadre la dichosa estrella fugaz fue un suplicio).
    [​IMG]
    a Orihime Inoue le gusta esto.
  • Deses
    El último par de semanas he estado subiendo al Banco Pokémon todos y cada uno de los 718 pokémon. El más difícil todavía: todos ellos capturados en sus regiones originales (scyther en la Zona Safari de FRLG, Relicanth en RSE, vanillite en BW and so on.
    Más difícil: todo lo que podía ser capturado, había de ser capturado, no criado o evolucionado.
    Aún MÁS difícil: usar exclusivamente, en la medidad e lo posible, balls introducidas en ese juego.
    Fue un ejercicio curioso para comparar cómo eran casi todos los juegos pasados comparados con los actuales. La cuarta generación era SLOOOOOOW, pero aún así se conseguían pokémon con más rapidez que en FR/LG. Y ningún juego ha vuelto a tener la fluidez de RSE.

    Ése era el Proyecto Oak. Y con ese finalizado, dentro de unos días empezaré el Proyecto Géminis, que también podría llamarse Proyecto Noé: una colección de dimorfismo sexual. Hay pokémon que tienen un aspecto distinto según sean macho o hembra. El objetivo es capturar y guardar un macho y una hembra de cada una de esas especies. Son 99 especies para un total de 198 individuos.

    On an unrelated note, así es como he ido en Pokémon Y en la duración del Proyecto Oak.

    [​IMG][​IMG][​IMG]
  • Deses
    Juro que algún día me pondré el conjunto fresas con nata para no volver a quitármelo nunca xD
    [​IMG][​IMG]
    Para cuando me decida ya habré vuelto al set "estándar".
    [​IMG]
    Las fotos de hoy son especialmente malas.