Mi nuevo orgullo

Publicado por Ukyo en el blog Delirios. Vistas: 81

Y de la peor manera me di cuenta que ya no te amaba
Mis ojos ya no brillaban al cruzarse con los tuyos
Mis manos ya no sudaban al sentir tu presencia
Y mis labios no se estiraban ligeramente
al verte sonreír​

Y ahora has venido a mí,
a confesarme haber pecado de amor​

Mi corazón se heló,
Mis labios se secaron
Y de mi ojos
Se borró la confianza de la soledad​

Y al ver tu rostro pálido
Tus ojos nerviosos
Tus manos intranquilas
Te acercaste a mí lentamente ​

Y yo aún helada
Ni retrocedí, ni me acerque
y te dejé hacer de mí
lo que tu cuerpo y corazón mandasen.​
Necesitas tener sesión iniciada para dejar un comentario