La lluvia de verano

Publicado por veta en el blog // vetaventuras. Vistas: 147

Ayer llovía, y en cuanto salí a la calle me llegó ese olor a mojado. Fue una sensación muy agradable porque hacía casi un año que no podía olerla. Huele a árboles, arcilla, roca, hierba, tierra... es el olor del verano mojado.

Recuerdo cuando era pequeña y estaba en Calafell y venían esas tormentas eléctricas de verano, con esos vientos y lluvias tan intensas y cortas. Sin previo aviso empezaban a caer gotas enormes y pesadas, y en menos de un minuto se convertían en un diluvio.

Te quedabas resguardado viendo todo el firmamento borroso y nublado por la lluvia y escuchando el ensordecedor sonido de las gotas al caer sobre las verdes hojas de los árboles. El cielo se iluminaba, y los rayos serpenteaban entre las nubes.

Cuando más fascinado estabas con tal espectáculo cesaba de la misma forma que había empezado, sin aviso y repentinamente, dejando tras de sí el frescor de la lluvia, y ese olor...

Respirabas, el aire era limpio y frío, y su olor era el de la naturaleza pura. Siempre debería oler así, siempre debería ser tan agradable respirar.

Y ayer cuando salí fue así... esas mismas sensaciones me recorrieron y los recuerdos de la infancia volvieron, todo me lo trajo la lluvia de verano.
  • Rubén1926
  • Zabie
  • Iikun
  • veta
Necesitas tener sesión iniciada para dejar un comentario