A veces las palabras, valen más que mil imágenes.

Publicado por Chokolatita en el blog ♫ Harder Better Faster Stronger. Vistas: 63

Todo empieza y termina. Es así como nada es eterno.

Luché por estar juntos, te prometí que vendría, prometi que lo intentaríamos, pero las cosas no son tan fáciles, al menos tuve el valor de cumplir, de hacerlo y estuve 3 meses aquí por ti. Dejé mis cosas sin importarme nada, solamente tú, nada más que tú.

Supongo que sabes al menos que lo hice porque te amo como nunca nadie te va a amar, lo hice por esa persona que me fue a ver a Chile, la que luchó por conocernos, por estar. Y con la que estuve esa tarde maravillosa que jamás voy a olvidar, donde fuimos los dos los únicos protagonistas, dormidos en la cama mientras el sol se escondía.

A veces pienso y quizás lo mejor hubiera sido dejarlo hasta allí y tener así en mis recuerdos la felicidad de esos 10 días, pero no se si para bien o para mal la historia continuó, 3 meses se añadieron a nuestra aventura y aquí estamos, ahora sin saber que hacer o como actuar. La vida es difícil amor, y si no sintiera, lo más probable es que me quedaría sin importarme nada, pero, no somos sólo tú y yo, como a mi me gustaría y estamos rodeados de gente a quien no le interesa lo que nos sucede, gente que no sabe de nuestro amor. No la culpo, por que cada quien tiene su propia historia, y con ella, sus propios sufrimientos, temores, amarguras, así como nosotros.

¿Fui feliz? ¿Soy feliz? No lo sé. ¿Tú lo eres?

Te confieso que borraría los días en que me has dicho cosas y me has dañado sin querer hacerlo. Que cambiaría todo para que tú solamente quisieras luchar por mi, por nosotros. Que daría mi vida para que me hubieras prometido amor eterno, de ese que ando buscando. Lo daría todo para que las palabras que salieron de tu boca, hubieran sido otras muy distintas.

Ya no se que pasará, así como tú me dices. ¿estaremos?, ¿no estaremos?, ¿tendrá un final feliz lo nuestro?.

La vida es cruel, ilusa fui al pensar que lograríamos ganarle. Pero no importa, me regaló momentos que jamás olvidaré y se lo agradezco.

Nada más me queda agradecerte a ti el tiempo y todo lo que hiciste por mi. Me hiciste feliz cuando pensaba que nunca iba a lograr saber que se sentía serlo. Me hiciste amar como una loca desquiciada, llorar, reir, me hiciste sentir de todo, hasta soñar con que estaríamos eternamente juntos, así como siempre quisimos, con eternas tardes de soles escondiendose.

Para ti amor, que hiciste de mi vida, un año que jamás olvidaré.

Remember me*
Necesitas tener sesión iniciada para dejar un comentario