Color
Color de fondo
Imagen de fondo
Color del borde
Fuente
Tamaño
  1. No se que titulo ponerle y es un UA de Inuyasha y los protagonistas son el hijo mayor de Inuyasha y Kagome, Satoshi y la unica hija de Naraku y Kagura (ya se no se imaginan como pero ahi esta la parte interesante), ella se llama Karura. Una historia de amor entre dos personas de caracter fuerte y dificil.
    Si alguien lee lo poco que he escrito diganme s les gusta.*verguenza*
    ****
    Suspiró por tercera vez, cuantas veces lo tendría que explicar para que le entienda, ella no queria tener sexo con él solo porque sí, ella no era asi.
    – Daisuke te lo explico en ingles para que entiendas? I .. don't ..... wanna .... have sex with you!
    – Pero muñeca no te enojes ademas no hay peor gestión que la que no se hace, no?
    – Gracias así que para ti seducirme es solo un tramite administrativo, (imbécil pensó)
    – Y bien muñeca cuando vas a darle descanso a la palabra NO de verdad estas como se quiere a caso no tienes piedad de mi?
    – Ya Daisuke si no fueras tan ....
    – guapo?
    – No, insistente, directo y tosco pero bueno a lo que realmente vine, para cuando necesitas el servicio de catering
    – El dieciseis es la presentacion del nuevo producto tu sabes como debe ser y la verdad no tengo ganas de sentarme a escoger manteles ni nada de eso por eso te llamo a ti siempre, ya conoces mis gustos
    – Demasiado – susurró-
    – Que?
    – No nada, en la tarde te envío la prouesta por mail y me llamas para confirmar, solo necesito unos detalles
    – Cuales
    – Los de siempre, cual es el tema, los nombres de invitados, quienes son a los que hay que impresionar y los casos especiales
    – cuales casos especiales?
    – ya sabes los alergicos, no tengo paramedicos en el staff asi que no quiero sorpresas
    – por eso te contrato piensas en todo, espera un momento – marcó un numero – Monica, puedes venir a mi oficina?
    – Si señor Nagata – respondió la voz al otro lado del auricular
    – Me tengo que reunir con ella?
    – Vamos Karura no seas quisquillosa sabes que ella es de Marketing, así que la necesito involucrada en esto.
    – Bueno involucrada pero no a cargo, no querras una tercera guerra mundial, verdad?
    – Ja ja ya sabes que siempre le pongo límites
    – Si lo se!, Y me consta – dijo con ironía.
    La puerta se abrio dando paso a una pelirubia de piernas largas, caderas redondedas y busto generoso la melena le llegaba un poco mas alto de la cintura, unos impresionantes ojos azules y labios rosados.
    – Buenos días señor Nagata, en que puedo ayudarle? – lo dijo en un tono suave casi sexy
    – Monica el dieciséis es la fiesta de lanzamiento del nuevo producto y sabes que es vital que sea por todo lo alto, así que vas a ayudar a Karura a hacer los preparativos dandole toda la informacion que necesite y todo lo demas que ella requiera para que prepare el evento.
    Aquello no le agradó en lo mas mínimo, si bien todos en la empresa la deseaban, ella no había logrado que Daisuke Nagata, Vice presidente del directorio y heredero de industrias Nagata se fijara en ella; y para acrecentar su enojo él estaba obsesionado con nada menos que Karura Sakaki que era totalmente opuesta a ella tanto en físico como en personalidad; a diferencia de su metro ochenta de estatura, Karura medía metro sesentaicinco, con un cabello negro como la misma noche y tez algo bronceada herencia del mestizaje de su abuela que era de Brasil, poseía los ojos marrones mas expresivos que transmitían tanto el enojo de un dragón como la ternura de un cachorrito.
    – Está bien -dijo Monica maldiciendo internamente.
    – Entonces Karura te dejo en buenas manos
    – Si tu dices..., bueno entonces Monica donde podemos conversar necesito planificar muchas cosas y prefiero tener los detalles pronto
    – Vamos a mi oficina y te muestro los bocetos de la publicidad eso puede darte una idea de lo que queremos hacer con la imagen del producto.
    – Ok. vamos, adios Dai, cuidate mucho cielito – se acercó y lo besó en la mejilla cerca de los labios, sabía que eso pondría de mal humor a Monica y era ya un juego típico entre ella y Daisuke para enojar a la rubia. Pero no se esperaba la reaccion de Daisuke quien aprovechó el pánico para tocarle el trasero
    – Adios muñeca regresa pronto si?
    Karura solo atinó a soltarle su mirada de odio numero 55 sin que Monica se diera cuenta, ya en el ascensor le envió un mensaje de texto "Estas frito no te dirijo la palabra hasta el evento"
     
    La reunion con Monica no fue tan larga como creyó que sería, era una rubia resbalosa pero si sabia lo que hacia cuando se trataba de imagen y publicidad, la chica merecia algo de crédito; ya de regreso al local entró primero a la cocina.
    – Hola Satoshi, Satoshi! Que haces acá no tenias que viajar en una hora?
    – No ya no viajo – le respondió el chef
    – Que quieres decir con que ya no viajas?
    – Ya no importa, y bien que quería Nagata
    – Bien si no importa porque esa cara de pocos amigos
    – Te dije .. que no... importa!; y dime para que te llamó tu "amigo"
    – Esta bién tranquilo,- le dijo levantando las manos en son de paz- Daisuke me llamó para lo de siempre
    – O sea tratar de echarte mano?
    – No! hoy si estas de mal humor, verdad?, tenemos evento el dieciséis de este.... hay no!, es tu cumpleaños Satoshi, no me acordé cuando me dijo la fecha, pero no te preocupes yo consigo quien te cubra en ese evento para que puedas celebrar
    – No importa Karura, la verdad no tengo ganas de celebrar este año, además estoy peleado con papá no creo que quiera que los visite este año.
    – Pero si ustedes son tan unidos que pasó?
    – Nada que te incumba ok?
    – Oye no seas grosero, eres mi mejor amigo y solamente me preocupo por ti.
    Satoshi se dio vuelta y salió de la cocina sin responderle, llegó al salón de recepciones donde ocasionalmente hacían sus eventos y se sentó mirando hacia el jardin, ultimamente recordaba mucho el día en que encontraron ese local como si los hubiera llamado.
    ****Flash back****
    – Karura estas segura que por aquí hay un restaurant
    – Si Rumiko me lo recomendó, y me dijo que podemos entrevistarnos con el dueño para hacerle algunas preguntas sobre como montar el negocio de catering.
    – Bueno por donde voy
    – A la izquierda
    – Pero si no hay salida aquí es un parque... hey Karura que haces regresa al auto
    – Satoshi es una casa es hermosa estamos en la parte trasera es el jardin es perfecta para montar el negocio aquí, no es zona residencial y podremos alquilarla
    **** Fin del Flash Back****
    – Hay niña loca si no fuera por tu tenacidad no estaríamos aquí – se dijo para sí mismo, al minuto sonó su celular
    – Aló? Sr. Kazami?
    – Si el habla
    – Le habla Akira Tetsuga de la inmobiliaria, llamaba para informarle que los documentos ya están listos y solo falta que usted y la Srta Sakaki firmen el contrato para registrarlo y la propiedad será de ustedes.
    – Gracias Tetsuga-san cuando necesitas que vayamos a tu oficina
    – Desde ahora en cualquier momento que puedan, me llama antes para estar en la oficina cuando usted llegue.
    – Ok entonces confirmo con Karura y te aviso.
    – Muy bien le espero entonces, hasta luego
    – Hasta luego
    Cerró la llamada y entró al local donde encontró a Karura revisando un catalogo de telas
    – Llamó Tetsuga dice que podemos ir en cualquier momento a firmar el contrato de compra
    – Llamó Akira?, oh! Yo quería hablar con él también?
    – Así?, de qué?
    – Era algo personal, pero volviendo al contrato podemos ir hoy a firmar?
    – Si, quieres que lo llame para avisarle que ya nos vamos?
    – Si, por favor ya quiero cerrar ese trato
    – Esta bien – tomo su celular y marco el numero del corredor y le comunico que en treinta minutos estarían en su oficina para firmar el contrato
    No la entendía normalmente ella le contaba sus proyectos desde que los soñaba siquiera y ahora le salia con que tenia algo personal que hablar con el corredor de inmuebles y eso le fastidiaba aunque no sabía por que se alteraba tanto si solo eran amigos, o no?; intentó convencerse de ello una vez mas y volvió a mirarla, allí estaba ella trabajando en su notebook ajena a toda la revolucion que hacía su presencia en su cabeza
    ********
    Satoshi entró primero a la oficina del corredor y se detuvo para esperar a Karura, la quedó mirando un rato, admirando ese andar pausado que tenía cuando iba pensando en algo y con la mirada fija en un punto de la puerta, porque no lo miraba?, ultimamente se comportaba extraña con él, aunque él no era un derroche de gracia con ella, también se la pasaba irritado y ya no tenían una conversacion que no terminara en un portazo por parte de ella.
    – Un centavo por tus pensamientos
    – Ah?, no pensaba en nada en particular; solo que esta será la última vez que tengamos que venir.
    – Vas a extrañar a Tetsuga? - le dijo poniendo cara de extrañeza
    – No, solo que ... ya es nuestra Satoshi, la casona es nuestra y podremos hacer todo lo que habíamos planeado!- le dijo con una sonrisa de felicidad.
    – Si, ya es nuestra y espero que podamos lograr todos nuestros planes.
    – Dime, cuando viene Harumi de Hokaido?
    – No viene – el rostro cambio drasticamente a uno de molestia
    – Ok, podrás decirme algun dia que te pasa no me agrada que estes enojandote conmigo a cada momento.
    – Sres Kazami? - interrumpió la secretaria
    – No somos esposos - aclaró Karura quien ya se encontraba fastidiada por el cambio de humor de su socio
    – perdon, el Sr. Tetsuga los espera – y les señaló la puerta del despacho no sin antes echarle una mirada de deseo a Satoshi
    – Buenas tardes Srta. Sakaki, Sr. Kazami, tomen asiento por favor; Yuco por favor trae un te de menta para la Srta. Sakaki y un cafe para el Sr. Kazami.
    – Muy bien – y dirigiendose a Satoshi con voz sensual – como le gusta su café Sr. Kazami con poca o mucha azucar
    – Negro sin azucar
    – en seguida lo traigo – la secretaria salió de la oficina caminando sensualmente
    – Akira, tu secretaria tiene problemas en las piernas? - le preguntó Karura mientras le alcanzaba un pañuelo desechable a Satoshi
    Satoshi casi se atraganta de la risa al escuchar el comentario de Karura y más cuando entendió la indirecta del pañuelo
    – Ja ja ja no le hagas caso Akira es solo que mi amiga es muy recelosa de las mujeres que se me acercan
    Karura lo miró de reojo y torció los labios en una mueca que simulaba una sonrisa. Pasado el incidente firmaron los documentos, cuando salían Karura le dijo a Satoshi que se quedaría pues tenía que hablar con Akira lo que no le agradó al chef
    – Digame Srta Sakaki que es lo que desea conversar
    – Akira quiero vender este lote y quería que me ayudaras con la venta
    – A ver - el hombre al ver la ubicación se asombró mucho – pero Srta. Sakaki esta ubicacion es muy buena porque no la utilizó para su negocio.
    – Es una herencia y debo repartirla con mi hermano mayor por eso queremos venderla ya que ninguno puede construir nada sin la aprobacion del otro y bueno ya sabe como son los hermanos nunca estamos de acuerdo.
    – Está bien, no creo que la venta demore solo dejeme revisar la documentacion y revisar el si el predio está saneado y listo para la venta, me comunico con usted cuando tenga la informacion y bueno necesitaré la firma de su hermano.
    – Si, eso será cuando esté todo listo el no quiere venir a Tokio en vano es un hombre muy ocupado así que yo le informo de todo y cuando haya que firmar el vendrá.
    – Está bien.
    ********
    Ya había revisado todo el inventario para el bufette del fin de semana, aún faltaban algunos ingredientes que debían conseguirse frescos pero ya tenía dispuesta su entrega para la hora adecuada, se lavó las manos y se sentó en el meson mirando hacia el jardín, escuchó el porton y esperó un poco antes de ir al estudio que utilizaban como oficina para hablar con ella.
    Se apoyó en el marco de la puerta con los brazos cruzados a la altura del pecho y la observó un rato mientras ella terminaba una llamada en el celular al tiempo que abria las cortinas y encendía su notebook
    – ok Daisuke te lo envío ahora mismo – Satoshi puso cara de fastidio
    – Gracias muñeca, necesito aprobarlo ya para que finanzas pueda hacer los pagos a tiempo, te quería preguntar algo
    – Dime?
    – Sales hoy a cenar conmigo
    – No, estoy ocupada – le contestaba mientras observaba a Satoshi mirandose las uñas y revisando su reloj en la puerta hacía un tiempo que mirar a su socio le aceleraba el corazon de una forma incontrolable – debo dejarte me esperan, no olvido enviarte el presupuesto, hasta luego.
    – Terminaste de hablar con tu "amigo"?
    – Si, ahora soy todo oidos, cuentame que te pasa – y se sentaron en el confortable que estaba en un rincon de la oficina
    – Terminé con Harumi ayer
    – Que?! , como fue eso? (gracias kami! )
    – Ayer llamé a su departamento y me contestó un tipo
    – Pero quizas era un amigo
    – Eso es lo de menos yo no me enojé por eso el problema es que la voz me parecio conocida y cuando terminé de hablar con ella recordé de quien era la voz era tu "amigo" Daisuke
    – Dai! Pero imposible si el estaba por la mañana en su oficina .... ahhh por eso no contestó ayer que traté de devolverle la llamada en la noche, pero no puedo creer que haya hecho eso ahora si se coronó
    – Me imagino que estas molesta con él
    – Por que ? Por que fue a ver a Harumi?, no eso no es lo que me molesta, es que no veo la necesidad de ir a buscar a la novia de otro
    – Bueno yo que planeaba hablar con los padres de Harumi para hablarles del compromiso
    – Compromiso?! Que ya le habías pedido matrimonio?
    – No, pensaba hacerlo este fin de semana para eso viajaba
    – aay Satoshi, con razon estabas hecho una furia y yo haciendote pelea pobeshito mi amiguito bello- y lo abrazó maternalmente
    – Ya Karura basta no es para tanto, la verdad que me iba a casar solo para darle gusto a mi padre, no estaba muy seguro de si quería pasar el resto de mi vida con ella.
    – Vaya y pensabas perder años de tu vida con alguien a quien no sabías si querías o no?, que valiente!
    – Ok, suficiente ya te conté así que ya sabes que me molesta, satisfecha!
    – No aún nó!
    – Y ahora que?!
    – Los buenos amigos ayudan a pasar los malos ratos así que te invito al cine
    – y que vamos a ver
    – Una pelicula
    – ya se pero cual
    – mmmm creo que hay una de dibujitos
    – ya no somos niños yo no quiero ver eso
    – aha! Y eso no es un berrinche de niño?
    – Esta bien coje tus cosas nos vamos al cine – y se dio media vuelta para que no viera la sonrisa en su rostro, como todas las veces que le soltaba una de sus grandes ideas para levantar el ánimo, como ir a la playa a nadar en la noche o llevarlo de picnic a la media noche porque segun ella de día el sol le fastidiaba
    – Vamos -cogio su cartera y salió corriendo cuando llegó a la puerta recordó algo – el presupuesto! Tengo que enviarlo esperame un ratito
    – Pero si no lo has hecho
    – Ya lo hice lo tengo desde que llegué de la reunión con la pesada de Monica
    – Te espero no demores
    Salieron como otras tantas veces que lo hacían parecían dos hermanitos haciendo travesuras tirandole palomitas a la gente de adelante o haciendo caras a los niños que los volteaban a mirar.
    ******
    El evento del fin de semana salió segun lo planeado y ya tenían a otro cliente en la cartera, gracias a los contactos de Satoshi y su familia habían logrado hacerse conocidos y claro el buen gusto para la decoracion y la atencion a los más mínimos detalles de Karura eran el remate para ganarse mas de un cliente importante , casi todos sus clientes eran grandes empresas y algunas veces atendían fiestas particulares para los dueños de éstas ya que en muchas ocasiones ellos eran los invitados como en esta ocasion que iban a una cena familiar en casa de los Ikeda y tal como en los viejos tiempos Satoshi iría a recogerla para ir juntos
    Karura estaba frente al espejo en ropa interior maquillandose, y lamentandose por su nueva afición a los ligueros daba un paso y el broche se soltaba aún no podía asegurarlo bien, cuando sonó el timbre.
    – Ya voy!! - gritó desde el segundo piso aunque sabía que no la escucharían, en eso sonó el celular – aló Satoshi, para que tocas el timbre, no te dí una llave para emergencias?
    – Si pero esta no es una emergencia, o si?
    – Sí que la es entra y sube necesito ayuda
    – Ok – en ese momento Satoshi abría la puerta de la habitacion con el celular en la oreja y su rostro se coloreó
    – Ah! que bueno que llegas no puedo subir el cierre de este vestido y de verdad me estoy enfreciendo – Karura estaba frente al espejo y de espaldas a la puerta con el handsfree inalambrico en el oido y el cierre del vestido que llegaba al punto donde la espalda pierde su nombre abierto de par en par dejando ver el conjunto interior color coral igual al vestido que hacía contraste con su piel.
    – Yo .. yo te ayudo! - balbuceó Satoshi y es que esa familiaridad con que su amiga lo trataba a veces lo dejaba en estados de alteracion completa.
    Cuando recuperó un poco la serenidadle dirigióa a la muchacha una mirada completa, realmente era apetecible, ok ahora si se estaba pasando de la raya, antes había tenido pensamientos atrevidos hacia la pelinegra pero ultimamente su mente le jugaba sucio con sus fantasias nocturnas.
    Ya estaban por salir cuando Karura le pidió algo que le pareció absurdo
    – Satoshi por favor volteate
    – Que?!, para que
    – Tu solo volteate
    – Bien – se volteó y quedó frente a un aparador con puertas de vidrio que le sirvieron de espejo, solo para ver que su amiga se había subido la falda hasta el muslo y luchaba con el liguero para que quedara en su lugar
    – Ahhhh! - gritó la chica exasperada – ni mas me pongo estas cosas, no se porque le hago caso a tu hermana!
    – A ver te ayudo.. otra vez – y volteó los ojos como si ello lo aburriera
    Se acercó a Karura y se agachó para introducir lentamente las manos bajo la falda y asegurarle la panty en el gancho del liguero, el solo roce de sus manos hizo que su piel se erizara y sintió una corriente que le atravesó la espalda.
    – gra...cias – murmuró o mejor dicho susurró
    El se levantó y la miró a los ojos con la respiracion un poco agitada
    – de nada – y se volteó para dirigirse a la puerta
    En unos segundos que le parecieron eternos ella se quedó estática, que rayos había pasado! Se cuestionó internamente, sacudió ligeramente la cabeza alisó su vestido y salió aparentando que nada había pasado.
    Entraron juntos pero inmediatamente el se separó de ella para dirigirse hacia un grupo de personas, ella lo miró de lejos y sonrió para si misma, definitivamente él no podía estar enojado con su padre mucho tiempo de ser así Kagome los habría hecho amistar aunque eso requiriera amenazarlos a muerte; estaba en ese pensamiento cuando algo llamó su atención, en un grupo un poco alejado de los Kazami estaba Daisuke sonriendo y a su lado estaba nada más que su padre, eso si le desagradó, no sabía que su reciente amigo tenía amistad con su desagradable progenitor Naraku Onigumo, aún no salía de su asombro cuando escucho una voz bastante conocida detrás suyo
    – Pero miren que trajo el gatito?, nada mas ni nada menos que a mi querida entenadita.
    – Kikyo – susurró mientras volteaba para mirarla de arriba a abajo – veo que los años ya te estan cobrando querida ma..dras..tra – y sonrió con cinismo, eso debía callarla o sacarla de sus casillas lo que en cualquier caso sería divertido para ella.
    – Parece que estar cerca a los Kazami te ha vuelto una salvajea ti también.
    – No, yo creo que estar con ellos me ayuda a ver a las personas como realmente son y tu, como has estado?, pensé que no te vería en mucho tiempo no estaban viviendo en Hong Kong, o ya te acstaste con todos los millonarios allá y vas a buscar sangre nueva?
    – Mira jovencita a mi no me faltes el respeto aún soy la esposa de tu padre.
    – Bah! Hasta que se consiga una mas joven que tú – y dicho esto se escurrió entre la gente dejando a Kikyo furiosa
    – No sabes lo que te espera mocosa.- le dijo aunque sabía que no la escucharía
    Karura estaba saludando a los anfitriones y conversando con la Sra. Ikeda cuando sintió que un brazo rodeaba su cintura y la inconfundible voz de Daisuke llegó a sus oidos
    – Buenas noches Rumiko, será que me puedo robar a la Srta. Sakaki un momento?
    – Claro Sr. Nagata es toda suya – le contestó con una sonrisa pícara haciendo caso omiso a la mirada de auxilio de Karura.
    Daisuke se llevó casi a rastras a Karura quien por no hacer un espectaculo se dejo guiar hasta la terraza de la casa donde había una banca, una vez fuera de la vista de todos se separó de el abruptamente y se paró frente a él con los brazos cruzados
    – Que quieres!
    – No que no me ibas a hablar hasta el evento – le dijo acercandose a ella
    – NO! no te acerques estoy muy enojada contigo
    – vamos solo fue un juego de amigos
    – Un juego de amigos?, oye como pudiste meterte con la novia de Satoshi!
    – Perdón – ante la acusacion retrocedió unos pasos y se sentó en la banca – eso te dijo Kazami?, que me acosté con su novia?
    – No exactamente pero tu estabas en casa de Harumi en Osaka – se acercó y era cierto Satoshi no le dijo que se había acostado con ella solo que estaba en su departamento cuando él llamó
    – No fue en su casa de Osaka fuen en su departamento en Tokio y fui porque ella quería preguntarme por tí y tu chef
    – Que? Pero porque
    – Al parecer tu chef no le cuenta mucho y lleva meses evadiendo sus preguntas sonbre ti, verás tu ex amiga sospecha que Satoshi tiene algo contigo por eso han discutido un par de veces
    – pero eso es estúpido, Satoshi y yo solo somos amigos – o no? Se preguntó internamente
    – Eso lo se muñeca así que para tranquilizarla le dije que tu y yo somos amantes y que no creo que tengas nada que ver con tu chef
    – Que le dijiste que!!, pero si serás ...... uuuuuyyyyy como se te ocurre decirle que tu y yo .. - cerró los ojos y trató de calmarse
    – pero muñeca con eso se tranquilizó pero cuando contesté el telefono y resultó ser Kazami no podía negarme el placer de verlo verde de celos por estar en el depa de su novia y créeme que no pasaron ni cinco minutos antes que se apareciera
    – Claro que esperabas
    – Si, bueno solo se que Harumi le dijo que no se alterara que estabamos conversando y que estaba felicitandome ya que al fin había logrado conquistarte.
    Karura palideció, como podía haberle dicho semejante mentira a su amigo y más encima contarselo a ella como si fuera una gran hazaña, solo se dejó llevar por la ira y abofeteó a su compañero de banca se levantó indignada
    – De todas las cosas que podrías haber hecho para seducirme, Daisuke – arrastró las palabras tratando de controlar su furia – esta fue la peor, esto no se queda así – y se dio vuelta para entrar apresurada al salón.
    – Querida que te pasó – Kagome había visto la última parte de la escena y vio entrar a Karura con los ojos cristalinos y las orejas rojas
    – Nada Kagome – dijo tratando de suavizar su voz – es una discusion comun entre amigos ya se le pasará el dolor y la verguenza
    – Hija vamos te acompaño al baño para que te refresques estas echando humo
    Ambas mujeres se dirigieron al baño bajo la mirada atenta de unos ojos dorados
    – Feh! Parece qe tu socia se peleó con su novio, creo que es un virus en tu cocina
    – Que? - Satoshi no había reparado en la escena pues estaba entretenido conversando con su tío
    – Tu madre se llevó a Karura al tocador de damas porque discutió con Nagata y estaba peor que tu cuando llegaste de casa de Harumi
    – Mmm, bueno ya me contará mañana que le pasó
    Mientras en el tocador de damas..
    – Karura estas mejor?
    – No – dijo la pelinegra mientras salía del baño donde había devuelto la cena debido al enojo.
    – Hija estas pálida como es posible que te pongas así por una simple discusión?
    – No es nada mejor me voy, por favor digale a Satoshi que no me sentí bien y que me fui a casa
    – No quieres que te llevemos ?
    – No gracias, puedo irme sola
    – No digas tonterías te llevaremos a tu casa
    La tomo de a muñeca para llevarla al salon donde estaban los demás pero ella le tomó las manos y con voz suplicante le pidió que la dejara ir sola
    – Por favor Kagome, dejame ir sola a casa no quiero arruinarles la noche
    La cara de angustia de la chica era tal que Kagome asintíó, siempre y cuando ella le llamara en cuanto llegara a su casa.
    – Le prometo que la llamaré – Karura tomo un taxi pero en lugar de dirigirlo a su casa le pidió que la llevara la hospital mas cercano.
    Ya habían pasado dos horas desde que Karura se había ido y no había llamado a Kagome así que se acercó a su hijo
    – Satoshi, algo le pasó a Karura, hace dos horas que se fue a su casa y aún no me ha llamado
    – Pero mamá, porque se fue sola?
    – Algo pasó con Daisuke no estoy segura de que fue pero parecía bastante afectada
    – voy a llamarla, satoshi marco el numero de karura pero le atendió otra persona – alo quien habla?
    – Alo, soy la enfermera Nagasaki del hospital central, es usted familiar de la Srta. Sakaki?
    – Si.... soy su esposo- sabia que si decia amigo no le daría mas informacion - que le paso? porque está allá? – y mientras hablaba salía de la fiesta en direccion a su auto.
    – Señor será mejor que venga la señora está en emergencias y aun no recupera el conocimiento.
    – Está bien voy hacia allá
    Manejó a toda prisa para llegar al hospital, cuando llegó al hospital preguntó por karura y le señalaron el área de emergencias, corrió la cortina y la encontró sentada a punto de bajar de la camilla mientras le reclamaba a la enfermera
    – No tenía porque hacer eso!
    – Sra. Usted estaba inconsiente necesitamos que venga un familiar a recogerla en su estado no puede salir sola son normas del hospital.
    – Que estado? Karura que te pasa?
    Karura se quedó congelada no podía ser allí estaba él y sintió que la sagre empezaba asubirle a la cabeza por la verguenza
    – Karura responde que tienes?! - le preguntó mientras la revisaba pues tenía el vestido manchado de sangre y una bandita en la barbilla – enfermera, me dice que le pasó?
    – Yo le diré, gracias por contestar ahora me deja a solas con mi amigo?
    – Su amigo, el dijo ..
    – dejenos solos por favor – interrumpió Satoshi
    – Voy a traer el acta de alta para que la firme
    – Y bien – la miró preocupado
    – Y bien nada te comportas demasiado alterado cuando alguien se enferma por eso no quería molestar en la fiesta.
    – Karura que te pasó?, mi madre esta muy preocupada pensó lo peor cuando le dije que venía a verte al hospital.
    – Lo siento, en realidad no es nada grave, el doctor dice que estoy demasiado tensa y que el desmayo puede ser producto del estress.
    – Y esto – le dijo tomando con delicadeza su barbilla.
    – Ah, etto ... cuando me desmayé me golpee la cara con el mostrador de la recepcion
    – mmm..
    – Señor ...
    – Kazami, donde tengo que firma
    – Aquí esto es para que lo firme la Señora, para el seguro
    Despues de firmar los documentos Satoshi llevó a Karura a su casa, en todo el trayecto ella no dijo nada, solo miraba por la ventana el caminoa su casa.
    – Gracias Satoshi, creo que ahora me puedo encargar sola
    Karura estaba abriendo la puerta de su casa cuando sintió las manos de Satoshi en las suyas
    – Ni creas que vas a estar sola hoy, si te desmayas otra vez te puedes golpear peor así que me quedaré hoy a vigilarte.
    – No es necesario – le dijo molesta
  2. Bueno, para este nuevo año espero tener el valor de publicar el fan fic que estoy escribiendo desde hace dos meses y aún no se como terminar*verguenza*; por suerte el mar y la arena son buenas fuentes de inspiración.
    Eso para empezar pero el más grande proposito es no dejarme abatir por la soledad ToT
    Espero que el proposito de año nuevo de todos los habitantes de cemzoo se cumplan.
    Besitosss
    Ciel