Color
Color de fondo
Imagen de fondo
Color del borde
Fuente
Tamaño
  1. Me levanto temprano, moribundo
    perezoso resusito, bienvenido al mundo
    con noticias asesinas me tomo el desayuno.
    Camino del trabajo en el metro
    aburrido vigilo las caras de los viajeros
    compañeros en la rutina y en los bostezos.
    Y en el asiento de en frente,
    un rostro de repente,
    claro ilumina el bagon
    en sus gestos traen recuerdos,
    de otros paisajes otros tiempos
    en los que una suerte mejor me conocio.
    No me atrevo a decir nada,
    no estoy seguro,
    aunque esos ojos sin duda son los suyos,
    mas cargados de nostalgia, quizas mas oscuros
    Pero creo que eres tu, y estas casi igual
    tan hermosa como entonces, quizas mas
    sigues pareciendo la chica mas triste de la ciudad.
    Cuanto tiempo ha pasado desde los primeros errores?
    Del interrogante en tu mirada?
    La ciudad gritaba y maldecia nuestros nombres,
    jovenes promesas, no, no teniamos nada.
    Dejando en los portales
    los ecos de tus susurros,
    buscando cualquier rincon sin luz,
    agarrate de mi mano,
    que tengo miedo del futuro,
    y detras de cada huida estabas tu, estabas tu.
    En las noches vacias,
    en que regreso,
    solo y malherido, todavia me arrepiento
    de haberte arrojado, tan lejos de mi cuerpo.
    Y ahora que te encuentro,
    veo que aun arde, la llama que encendiste,
    nunca, nunca es tarde,
    para nacer de nuevo, para amarte.
    Debo decirte algo,
    antes de que te bajes,
    de este sucio bagon y quede muerto,
    mirarte a los ojos y tras de recordarte,
    que antes de rendirnos, fuimos eternos.
    Me levanto decidido y me acerco a ti,
    y algo en mi pecho se tensa, se rompe.
    Como estas?
    Cuanto tiempo te acuerdas de mi?
    y una sonrisa timida responde:
    Perdone, pero creo que se ha equivocado,
    disculpe señorita, me recuerda tanto
    a una mujer que conoci hace ya algunos años.
    Mas viejo y mas cansado vuelvo a mi asiento,
    aburrido vigilo las caras de los viajeros,
    compañeros en la rutina y en los bostezos...



    Escuchenló en cuanto puedan. Es algo melódico, eso si, pero, sin bromas, :eek:me hace poner la piel de gallina. Es todo un poeta.
  2. No me considero un persona infiel, es más, detesto las mentiras y jamás engañé a mi pareja, con la que estoy hace ya 3 años. La infidelidad me parece una falta de respeto total hacía el otro, desde mi punto de vista, claro está.
    El tema es el siguiente: como ya les he dicho, reitero, estoy de novia hace ya 3 años. Felizmente de novia. No me falta nada, en realidad. Él es uno de esos chicos que aman de verdad y con locura, entregan todo lo que son a la ora persona. Es un excelente compañero, algo competitivo, pero todo un "hombre", :eek:por así decirlo.
    ¿Qué pasa, entonces?. ¡La facultad, pasa!. ¡Mi gran compañero de clases, pasa!.
    Amo a mi novio como jamás pensé en amar a una persona, pero tampoco creí encontrar a alguien con quien me pudiera reir horas y horas, y hablar hasta los codos ¡de todo!, y es que, no lo busqué, siquiera. No sé como explicarlo mejor, sepan disculparme por ello.:(
    Lo que ocurre es que, yo sé, y soy conciente, de que lo más seguro es que sean cosas del momento, porque tampoco es que digo: ¡Estoy enamorada!. ¡Nah, ni ahí!.
    Yo amo a mi novio, lo amo de verdad, y no pienso ni engañarlo, ni mucho menos dejarlo. ¡No me lo perdonaría jamás! (o sea, yo misma, no sé él). Sería dejar de lado, estúpidamente, todo lo que me hace feliz y así seguirá siendo.:P
    Entonces, para terminar, quisiera que me pudieran dar una pequeña ayudita, un breve consejo, o su punto de vista, sobre la cuestión aclarecida, para yo así, saber: ¿qué catso debo hacer con respecto a mi compañero?.
    Desde ya, muchisimas gracias.:)

    Atte. AhomeeInuayasha.